Con frecuencia me llaman o me escriben amigos y me dicen “¿sabes que mi computadora anda medio rara?” pero cuando vas y les revisas la máquina, resulta que no anda “medio rara” si no terriblemente mal.
Para ayudar a mis amigos que andan con este tipo de problemas, y para aquellos que no tienen a un Lobo7922 o alguien similar cerca, voy a ir escribiendo una serie de artículos que nos ayuden a evitar que la computadora se nos ponga “rara” y para resolver el problema en el caso de que sea demasiado tarde para prevenir.


Yo tengo un amigo que es técnico
Seguramente muchos de ustedes dirán “no necesito leer esto, yo tengo un amigo que es técnico y me resuelve el problema.” Esto no siempre es verdad; por supuesto no soy quien para juzgar el grado de amistad entre dos personas, pero me parece que uno siempre debe tener un cierto grado de independencia.
Aquellos que han tenido que lidiar con un mecánico automotriz, quizá entiendan mejor de lo que estoy hablando, el supuesto amigo mecánico te dice que tu auto quedó en perfectas condiciones, pero al poco tiempo descubres que no te reemplazaron alguna pieza antigua o simplemente el auto comienza a fallar de alguna otra función. Esto no siempre es hecho con mala intención, pero en todo caso, es mejor tener algo de dependencia y saber lo que está pasando con el automóvil o el computador de uno.
Recuerdo a un sujeto que tenía la costumbre de instalar Windows Millenium en las computadoras de sus clientes, aún y cuando él sabía que ese sistema operativo era terrible, pero él decía “Yo sé que así los tengo regresando todo el tiempo.” Triste pero cierto.
Evidentemente no podemos saber absolutamente de todo ni estar en todas partes, pero no daña saber algunos detalles sobre una herramienta tan importante para nuestro día a día como nuestra PC.

Mejor es prevenir que lamentar
Todos sabemos que tenemos que ponerle un antivirus a nuestra computadora, yo con frecuencia utilizo AVG antivirus o Avast Antivirus las ventajas de uno y otro pueden ser discutidas infinitamente, pero al final descubriremos que ninguno de los dos es perfecto, y es más ningún antivirus es perfecto y a veces Avast detecta y elimina un virus con enorme facilidad, mientras que AVG ni siquiera lo había detectado, pero también puede suceder lo contrario que Avast diga que tu computadora está inmaculada, y AVG descubra que es una cueva inmunda.
Una buena idea es: Cuando tengas la duda de si tu antivirus está haciendo su trabajo correctamente, intenta desinstalarlo e instalar otro diferente, pero cuidado, no instales cualquier antivirus que aparezca en Google, confía solo en Antivirus que sean ampliamente reconocidos y no en el que aparezca a la cabeza de Google (en una ocasión yo hice eso y me costó caro).
Para descubrir nuevos programas antivirus yo siempre uso CNET.

¿Anti Spyware?
Otro detalle importante es que muchos Antivirus no nos protegen de Spyware u otras clases de Malware, por eso en ocasiones es necesario tener otro tipo de programas corriendo a la par del antivirus, es decir un “AntiSpyWare,” si desean entender mejor lo que es Spyware o Malware, les recomiendo leerlo en la wikipedia, sin embargo puedo resumir diciéndoles que se trata de un nuevo tipo de virus que intenta espiar tu navegación para robarte tus números de tarjeta de crédito o las contraseñas de tus servicios tales como tu coreo o tu cuenta de Amazon.
Para prevenir la acción de estos programas maliciosos, con frecuencia basta con utilizar nuestro antivirus normal, pero en ocasiones no es suficiente, para esos casos yo utilizo Spybot Search & Destroy en mi experiencia he encontrado que funciona mejor que muchos otros programas más famosos y populares. Aunque debemos tener cuidado pues no es compatible con todos los Antivirus.

¿Usas Norton?
Si todavía eres de los que usan Norton tienes que preguntarte ¿Quien es el dueño de la computadora Norton o yo? No es posible que para realizar la mínima acción en tu computador, tengas que pedirle permiso a Norton, además es sumamente pesado en términos de uso de memoria.

Diferenciate
¿Sabias que los usuarios de Mac casi no sufren de virus? y los usuarios de Linux muchísimo menos, eso para no hablar de quienes utilizan sistemas operativos incluso más exóticos. ¿por qué razón los virus los afectan menos a ellos? Por que las personas que crean los virus desean afectar a la mayor cantidad de gente posible, por eso ellos se enfocan en atacar a los usuarios de Windows que somos la mayoría.
Pero evidentemente no todos queremos salir de Windows y pasarnos a Mac o Linux (han visto la cantidad de juegos que hay para estas plataformas).
Sin embargo tenemos una alternativa, cambiar nuestro navegador, al igual que los virus atacan con mayor facilidad a windows, lo mismo sucede con Internet Explorer, al ser el navegador utilizado por la mayoría de la gente, los creadores de virus dedican la mayor parte de sus esfuerzos a descubrir las fallas de este navegador. Por lo tanto si utilizamos un navegador diferente tendremos una ventaja; además ¿que tal
si utilizamos uno de los navegadores menos conocidos de la red? Opera es un navegador fantástico, lleno de detalles que no es muy popular, pero no por que sea malo, si no por que no ha tenido una buena campaña publicitaria.
Evidentemente ni siquiera usando el navegador más extraño de Internet en el sistema operativo más seguro del momento, vamos a estar seguros siempre.


Eventualmente te va a pasar a ti también
Lamentablemente, no importa que tan bueno sea nuestro antivirus, ni importa que tan cuidadoso seas durante tu navegación, un día tu computador va a agarrar un virus.
Entonces es necesario prevenirnos realizando respaldos de nuestros documentos, fotografías y cualquier otro archivo que no podamos volver a bajar de Internet con facilidad; un detalle interesante sería revisar con nuestro antivirus esos archivos antes de guardarlos (no sea que el virus vaya precisamente allí).
Lo mejor en estos casos es utilizar el Pendrive, si con eso no basta, entonces nuestra quemadora de CD’s o DVD’s, pero en el caso de que no tengamos una disponible, podemos usar alguno de los servicios de almacenamiento en la Web, por ejemplo para guardar las fotos podemos usar Flickr o Picassa que incluso tiene un programa que hace casi todo el trabajo por ti, o ¿que tal el viejo Facebook?
Y de paso puedes compartir las fotos con tus amigos, pero recuerda configurar las fotos que quieres que sean privadas para que solo las puedas ver tu.
Para respaldar nuestros documentos podemos usar los Google docs y de una vez los tenemos listos para compartirlos en cualquier momento 😉
Para archivos grandes sin embargo disponemos de servicios como RapidShare o MegaUpload, pero debes estar claro que todos estos servicios serán útiles dependiendo de tu velocidad de conexión.
No esperes hasta el último momento para respaldar tus archivos, recuerda que nunca sabemos cuando nos va a tocar.

Voy a dejarlo hasta aquí por el momento, pero espero volver con la siguiente entrega en los próximos días.

Comparte este artículo con tus amigos