bautismodefuego Los aldeanos comieron ajo en grandes cantidades, y, para más seguridad, colocáronse collares de ajos en el cuello. Algunos, en especial las hembras, pusiéronse ajo en la cabeza por todos lados. Toda la aldea a ajo horrendamente apestaba, los villanos entonces pensaron que estaban seguros y que el espectro nada podría hacerles. Grande fue entonces su asombro cuando él espectro, volando a la media noche, no vaciló ante la protección, sino que se rió como loco, haciendo chirriar los dientes de regocijo y de mofa. «Bueno es», dijo, «que os hayáis sazonado, puesto que voy a comeros y la carne bien sazonada me es de más gusto. Echaos además sal y pimienta también y sin olvidar la mostaza.»

Silvester Bugiardo, Liber Tenebrarum o Libro de los Sucesos Terribles pero Ciertos, nunca Explicados por la Ciencia

Geralt vuelve a la acción y retoma el protagonismo de su saga en esta novela. Si antes les había dicho que la novela anterior, Tiempo de odio, se centraba principalmente en Ciri, si bien en esta novela ella no desaparece, Geralt recupera el centro de la historia.

Pero también entran muchos nuevos personajes que serán importantes en las novelas que vienen, y es una lástima que Sapkowski introduzca personajes tan interesantes tan avanzada la historia, pues estoy seguro que voy a quedar con ganas de saber mas de ellos en las novelas por venir, pero bueno, imagino que no se pude dejar de ir agregando personajes en una historia como esta, y la historia tampoco puede ser infinita 🙂

El Conflicto entre el Imperio Nilfgardiano y los reinos continúa, traiciones irán y vendrán, pero si bien tendremos algo de intriga palaciega, esto no será el eje de la historia. Por el contrario nos encontraremos con mas frecuencia en mitad del campo de batalla, entre las barracas, con la caballería, y en mitad de todo aquello Geral de Rivia, el Brujo, acompañado de Jaskier y una serie de otros no menos peculiares personajes.

Me llama mucho la atención la forma en que pinta a los hechizeros Sapkowski, poseedores de un poder terrible, tan por encima de los demás humanos, me acordé un poco de la Bene Gesserit de Dune, porque así como la hermandad utiliza a toda la humanidad como un gran experimento genético, igualmente, estos hechiceros parecen poder jugar con sus respectivos reinos como con un tablero de ajedrez.

Ciri por otro lado parece tener ganas de cumplir su profecía, parece que a torcido todas las cosas que aprendió con Geralt y Yennefer, yo entiendo que pasó por un trauma tremendo, pero aún así me parece que está actuando de forma demasiado estúpida.

¿Y Doña Yennefer? La hechicera vuelve en este libro, pero pobreciiiiita, pasa por todas las tragedias, de verdad que después de todo lo que pasa en este libro Yennefer, creo que se le quitará un poco lo altanera.

Nuevamente me quedo asombrado ante el mundo fantástico que ha creado Sapkowski, la riqueza de la cultura, la personalidad del menos importante de los personajes, me alegra estar avanzando con tanta rapidez en la lectura de estas novelas, pero al mismo tiempo me entristece darme cuenta que cada vez me acerco mas al final de la saga 🙂

Artículos Relacionadas:

Comparte este artículo con tus amigos