Snowpiercer, ¿Una Película Pro Socialista?

“¿Te pondrías un zapato en la cabeza? Un zapato no va en la cabeza, en la cabeza te pondrías un sombrero, yo soy un sombrero, ustedes son un zapato, yo debo ir a la cabeza y ustedes deben ir en los pies…

…Conoce tu lugar, acepta tu lugar, se un zapato.”

La política está en todo, aquí en Venezuela hasta cuando vamos al baño y nos damos cuenta que no tenemos papel con que limpiarnos por los supuestos “ideales socialistas” de un grupo (ojo a las comillas, estos que gobiernan en Venezuela no son idealistas por ninguna parte), te das cuenta que la política está en todas partes. Y el cine de Ciencia Ficción no iba a ser menos.

Snowpiercer (que podríamos traducir como Perforanieve) es una película evidentemente muy política pero cuyo verdadero mensaje posiblemente se le haya escapado a muchos.

El Guión de Snowpiercer

En un futuro no muy lejano el cambio climático continúa acelerándose, pero una sustancia recién descuierta llamada CW7 promete resolver el problema, varias naciones del mundo se unen para dispersar el químico en la atmósfera, pero lamentablemente este funciona demasiado bien, no solo el efecto invernadero es detenido si no que es completamente invertido lo que desata una edad de hielo que aniquila a toda la vida, a excepción de unos pocos que abordan un tren de lujo que le da la vuelta al mundo llamado “Snowpiercer.”

En este video pueden ver la precuela animada:

Pero la historia verdadera de la película no se inicia hasta 17 años después, el mundo continúa congelado y los sobrevivientes del Snowpiercer ahora viven dentro de un estricto sistema de castas sociales determinada por la posición de los pasajeros del tren, los pasajeros que viajan mas hacia la locomotora son la clase mas elitesca, mientras que aquellos que viajan mas hacia la cola del tren son los mas desamparados viviendo en pobreza e inmundicia.

Curtis (Chris Evans) es uno de los pasajeros que viaja mas hacia la cola del tren, y no está conforme con la miserable vida que le ha tocado vivir y no está dispuesto a tolerar los continuados abusos que la gente del frente del tren le hace sufrir a él y a sus amigos…

La única respuesta parece ser la revolución, pero una larga serie de rebeliones fallidas en los años anteriores les hace temer que podrían terminar muertos, pero Curtis ha descubierto un secreto que podría cambiar las posibilidades a su favor.

El Guión de Snowpiercer es del mismo director Bong Joon Ho, pero está basado en el novela gráfica francesa, Le Transperceneige, de Jacques Lob.

Snowpiercer Movie Poster Actors

Los Personajes, las Actuaciones

Snowpiercer es una película Koreana, no se dejen engañar por los actores caucásicos y el idioma inglés que es usado en CASI todo el film, no debería extrañarnos entonces que no siga los patrones clásicos de las películas de Hollywood, aquí no es tan fácil decidir estos son los buenos y estos son los malos, este es el héroe, este es el villano, aquí nos encontramos con muchos tonos de gris.

La película depende mucho de sus actores, la ambientación es un tren, que aunque muy largo e interesante no puede mostrar mucho, la iluminación es en general bastante oscura, así que lo que queda es que los actores cuenten la historia (como se supone que debe ser) y lo hacen bien.

Curtis el personaje de Evans es una suerte de héroe reticente, una especie de arquetipo del ciudadano actual, sabe que las cosas están mal, sabe que alguien debería hacer algo, sabe lo que hay que hacer, pero siempre y cuando no sea él mismo porque: tiene miedo, no está preparado, no es un líder, no puede tomar esa responsabilidad, etc. etc. etc.

John Hurt que últimamente está consiguiendo un montón de papeles interesantes (bien por él porque se lo merece) hace a Gilliam, una suerte de Viejo Mentor de los proto rebeldes pero quien parece ser una de las víctimas de la rebeliones fallidas anteriores.

Tilda Swinton vuelve a destacar con su personaje de Mason, la representante de la “clase alta” (o en este caso quizá sea mejor decir clase frontal) bien acomodada en su posición social y dispuesta a hacer lo que sea para permanecer en ella, la actriz se encarga de destacar todos los ademanes y manerismos de quienes han hecho de la hipocresía una forma de vida.

Los dos personajes Koreanos, Namgoong Minsoo (interpretado por Kang-ho Song) y la chica, Yona (interpretada por Ah-sung Ko) no hablan en inglés y tienen que utilizar una suerte de traductores automatizados para comunicarse, lo que creo que le quita bastante a su actuación, y es una lástima pues son dospersonajes muy importantes en la trama. Y aunque son muy extraños y misteriosos, al final de la película todo encaja muy bien.

Snowpiercer Cast

Conclusión

¿Podemos decir que Snowpiercer es una apología de la revolución? ¿Podemos decir que está a favor del Socialismo? ¿De la lucha de clases? ¿Del ideal del hombre nuevo? No, no y no.

Snowpiercer, una cinta post-apocalíptica y distópica, podría ser el epítome de las películas tristes y lloronas que odio, de hecho la dejé por la mitad, pero un comentario que leí en línea me llevó a ver la película de nuevo y tengo que admitir que el final me dejó con la boca abierta.

Y ese quizá sea el problema, la película depende mucho del final, y si el público no le tiene paciencia quizá no logre terminar de conectar con la historia.

Pero si Snowpiercer no es una película pro socialista, ¿entonces qué es? ¿Cual es el mensaje? Vayan a ver la película y eso lo discutimos en los Spoilers.

Snowpiercer-Poster-French.jpg_ang-1

Spoilers

Como me supe reír cuando vi quien interpretaba al famoso Willford, Ed Harris con su carita de que no quiebra un plato pero quiebra toda la vajilla; le dieron prácticamente el mismo papel que hizo en El Show de Truman, salvo que en esta ocasión en lugar de un programa de televisión en donde dirigue el destino de una persona, ahora conducía los destinos de todos los habitantes del tren.

Esto podría llevarnos a pensar que el mensaje de la película es que no hay nada que hacer, que las revoluciones son inútiles, una mentira inventada por los poderosos para que el pueblo se destruya a si mismo y luego conseguir que los mas fuertes sobrevivan.

Pero veamos el final, el tren que representa al mundo, la sociedad, la civilización, es destruido, y solo sobreviven dos niños, ¿qué significa eso? Podría interpretarse de varias formas, por un lado estoy seguro que algunos verán un mensaje muy trágico la película, ¡destruyamos todo! Pero yo prefiero pensar que el mensaje es en cambio que esos modelos como el socialismo, el capitalismo, el comunismo, el iberalismo, el neoliberalismo, son todos ideas viejas, muy viejas, hay que bajarse del tren (cueste lo que cueste) e inventar algo nuevo.

¿Qué piensas tú que simbolice Snowpiercer? ¿Qué opinas del final?

Comparte este artículo con tus amigos

Lobo7922

Creador de La Cueva del Lobo. Desde muy joven me sentí fascinado por la Ciencia Ficción y la Fantasía en todas sus vertientes, bien sea en literatura, videojuegos, cómics, cine, etc. Por eso es que he dedicado este blog a la creación y promoción de esos dos géneros en todas sus formas.

9 thoughts on “Snowpiercer, ¿Una Película Pro Socialista?

  • Julio 31, 2014 at 6:37 pm
    Permalink

    .
    Estoy bastante de acuerdo con tu crítica de la película. En principio a mi también me pareció una (poco disimulada) apología del socialismo y de la revolución social, lucha de clases, decadencia del capitalismo, manipulación social mediante educación y entorno, necesidad de sacrificio para mantener “el sistema”, etc. Vamos, nada que no se haya contado en la Sci-fi desde los 60 (Puede que antes, seguro).

    PERO

    El final. Ese final, esas dos personas solas en mitad de la nieve. Para mi es todo lo contrario a la esperanza. De hecho, lo que más me sorprendió (Y me gustó, me gustó a rabiar) es que cuando Ed Harris plantea “O el sistema o la Nada”, la elección es la Nada. Yo lo interpreté como que es preferible morir libres a perpetuar un sistema injusto y cruel. Que, a veces, no hay una buena opción, sólo elegir entre esclavitud y muerte.
    Vamos, que los dos supervivientes van a acabar siendo la cena del oso, seguro.
    .

    Reply
    • Julio 31, 2014 at 9:19 pm
      Permalink

      Muy valida tu interpretación también.
      ¿Qué pensaste cuando vista a Ed Harris? 😉

      Reply
  • Agosto 2, 2014 at 1:52 am
    Permalink

    Bueno bueno…

    La alegoría del tren como “la vida en este mundo o sistema” es muy obvio, demasiado obvia, pero creo que las obras asiáticas suelen ser obvias en ese sentido, ya desde las obras antiguas como el Tao Te King o el Hagacure o similares. Los vagones y las castas es también una alegoría muy obvia. Definitivamente todo muy obvio, por que podrían haber estado en una ciudad. Sospecho (haciendo ingeniería literaria inversa, jajaja) que el autor pensó primero en el tren y sus vagones clasistas, y luego le dio un contexto de ciencia ficción, distopia y pos-apocalipsis.

    “Hay que bajarse del tren e inventar algo nuevo” Lo más nuevo de lo que conozco es la Economía Basada en Recursos promovida en el mundo por el Movimiento Zeitgeist y antes por el Proyecto Venus. Hay una serie de documentales interesantes al respecto, seguro ya conocerás algo del tema.

    Como sea, yo veo siempre las mismas variables. Creo que inventar algo nuevo es solo reinventar una de tantas variables. Por ejemplo…
    Se puede ser individualista o colectivista. Se puede tener un estado democrático o dictatorial. Se puede pretender estar dentro o fuera del sistema… Cualquier modus operandi deriva inexorablemente de estas posibilidades. Lo único que cambia es que la tecnología progresa y los recursos del mundo disminuyen.

    Reply
    • Agosto 2, 2014 at 5:21 pm
      Permalink

      Joaquin eso es como decir que ya todas las historias han sido contadas, quizá sea cierto, pero hay millones de formas de volver a contarlas, entre el individualismo y el colectivismo hay muchos tonos de gris.
      Los recursos de este mundo disminuyen, pero fíjate lo que han logrado los descubrimientos de Norman Borlaug y todos los otros investigadores que siguen haciendo progresar la tecnología. Y como dijo Gerard K. O’Neal “¿Es una superficie planetaria el lugar ideal para el desarrollo de una civilización tecnológica?”

      Reply
  • Agosto 2, 2014 at 2:20 pm
    Permalink

    Me parece que es todo lo contrario al socialismo, lo veo mas bien un canto a la búsqueda del anarquismo o liberalismo, a la libertad de vivir sin que nadie te pise la cabeza.

    Reply
  • Octubre 20, 2014 at 9:43 am
    Permalink

    Creo que el éxito principal del film es la imaginación. Conforme avanzamos por cada vagón es como un mundo nuevo. La mejor actuación es la de Tilda Swinton, indudablemente, referenciando a la enfermera Ratched, al sátrapa ideal, al hombre acomodado y vacío que nunca ha tenido poder y ahora abusa narcisistamente de él. Como ella misma dijo, “Hitler se pintaba el pelo, Gaddafi mandaba a hacer sus medallas a mano”. Es la gente que predica al socialismo con un rolex de oro.

    Como dices, Lobo, acertadamente, es muy fácil politizar las cosas en Venezuela (acabo de hacerlo, ja), pero yo lo vi como algo más abierto, un mensaje similar al de Fight Club: Este es tu papel en la vida. Este es tu rol en la máquina. ¿Qué haces para transgredirlo? ¿Cómo quebrantas al orden para trazar tu propia senda? Y, en última instancia, ¿cuál es el precio de la libertad? Me encanta el papel de John Hurt, tomando en cuenta que el tipo hizo de Winston Smith en la película de 1984.

    Sobre el final (SPOILERS): Supongo que es lo que cada quién quiera sacar de ello. Yo quise ver a un final feliz. Este es un nuevo inicio y nada lo ejemplifica mejor que los niños, el ícono perfecto de la esperanza.

    Amé la película, pues.
    Y muy cool la página, por cierto!

    Reply
  • Abril 25, 2016 at 4:42 pm
    Permalink

    Me había olvidado de que ví esta pela. Me pareció muy interesante, desde el tema de las drogas raras hasta las formas tan meticulosas de dominar las revoluciones… me gusto más por el detalle final, sí, los niños, lo triste es que al parecer siempre le damos la vuelta al asunto como humanidad, es decir no aprendemos nada, me recordó mucho a la novela Apocalipsis de King, el demonio solo necesita un poco de tiempo para que la humanidad vuelva a meterla hasta el fondo y cuando me refiero al demonio es el síndrome de autodestrucción que como especie tenemos implantado. Saludos Lobo, hace años te sigo!!!!

    Reply

Deja tu comentario

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.