Cuando comenzamos en un trabajo nuevo por lo general es difícil. Pero creo que pocos serán tan malos como el caso de este sujeto:

Al menos estará con su Faraón para siempre…

Vía Imitationlobster.com

Save

Artículos Relacionadas:

Comparte este artículo con tus amigos