Mass Effect es un juego que tuvo bastante tiempo en preparación por la gente de Bioware, quienes son y siempre han sido unos maestros en el arte de desarrollar RPGs interesantes y entretenidos; los usuarios de Xbox360 pudieron disfrutar de este título bastante antes que nosotros los jugadores de PC, pero cuando eventualmente el juego llegó al PC, yo comencé a suspirar…
Por un lado era un juego al que le tenía ganas hace tiempo, pero por el otro lado, las especificaciones eran muy altas como para atreverme a jugarlo con mi computadora; sin embargo desde que cambié la tarjeta madre, la computadora se ha estado portando muy bien, permitiendome jugar juegos que generalmente estarían por encima de sus habilidades. Todo jugador de PC conoce esos terribles momentos justo después de instalar el juego, en los que el juego está cargando y uno no hace más que preguntarse ¿correrá? ¿irá a funcionar? ¿me servirá?

¡Funcionó!
Para mi enorme fortuna, el juego es sumamente configurable y pienso que seguramente correrá en computadoras que son incluso menos poderosas que la mia (que ya está bastante por debajo de los requerimientos mínimos del juego) evidentemente los gráficos no los puedo situar al máximo, pero igualmente el juego es muy hermoso.

La Creación del Personaje
Muy similar a lo que veíamos en Oblivion, aunque un tanto mas simplificado, puedes moldear el rostro de tu personaje a tu gusto, puedes elegir entre diversas profesiones que te dan diferentes habilidades que van entre poderes psíquicos (llamados Bioticos en el juego) habilidades tecnológicas (dañar los equipos enemigos o mejorar los propios) y las más clásicas opciones de combate como ser eficiente en el uso de fusiles de asalto o rifles de francotirador, etc.
También puedes elegir entre una variedad de fondos históricos para tu personaje, por ejemplo puedes ser el hijo de una familia de soldados, o ser un tipo curtido en los barrios pobres de la lejana Tierra. Puedes optar por ser un reconocido heroe de guerra o por otro lado ser un guerrero que termina sus misiones sin importar el costo.

El Juego
Después de una pequeña película introductoria y de pasearte por la nave Normandia y conversar con algunos de los personajes (Bioware es famosa por su sistema de dialogos y en esta ocasión tampoco nos falló) estamos listos para la acción, con un tutorial “in situ” se hace evidente que no solo los dialogos del juego son excelente si no la acción también, aquellos que hayan probado Gears of War se adpatarán al sistema de inmediato, tienes la posibilidad de parapetarte detras de los obstaculos del terreno y luego disparar bien protegido, como ya dije en una forma muy similar al conocido Shooter Gears of Wars; el agregado de rol viene cuando aprietas la barra espaciadora y el tiempo se detiene, entonces tienes la opción de comandar a tu equipo, indicandoles donde ocultarse, donde atacar, y hasta que poderes usar, en este estado puedes estudiar la situación, cambiarte de armas, e incluso usar tus poderes, etc.

Lo que me gustó
Me gustó la historia, me provoca hasta comprarme las novelas que venden en Amazon; me gustaron los gráficos, no solamente las texturas, la iluminación y las sombras son buenas, es que el diseño de las naves es genial, lpa forma en que los personajesse sacan las armas y estas se transforman de ser unos paquetes compactos a ser unas terribles fuentes de destrucción. Me encantó el sistema de combate, no tiene nada que envidiarle a juegos que son puramente de acción, incluso puedes subirte en vehiculos y pelear desde ellos.
La ambientación de las locaciones principales es espectacular, hay una estación espacial gigante que me dejó babeandome, yo que soy un fanático de los habitats espaciales de O’Neil, el pasearme por aquella estación me fascinó, es enorme, tiene unas vistas geniales y es parte esencial de la historia.

Lo que no me gustó
Aunque el jueggo tiene una ambientación genial en las areas principales de la historia, las misiones secundarias son, lamentablemente, demasiado repetitivas, desciendes con tu vehiculo, y el paisaje del planeta es ligeramente diferente de los otros planetas a los que has bajado (una belleza es verdad, pero demasiado parecido a los otros) entras en una mina o en un edificio, y la configuración es identica a la configuración de todos los otros edificos del mismo tipo a los que has entrado antes, ciertamente en su interior, los objetos o dificultades del terreno están distribuidos de forma distinta, lo cual ayuda a que el combate sea entretenido, pero con el tiempo termina cansando.

Conclusión
Un juego entretenido, muy interesante, fascinante para los aficionados de la ciencia ficción (es como jugar unos capitulos de Star Trek) pero el juego se hace corto, no por falta de contenido, si no por lo repetitivo de las ambientaciones de las misiones secundarias.
Me siento muy afortunado de haberlo jugado, se los recomiendo a todos, y bueno cuando se aburran de las misiones secundarias, rematen las misiones finales y punto.

Artículos Relacionadas:

Comparte este artículo con tus amigos