El Aprendiz de Guerrero de Lois McMaster Bujold, resultó para mí toda una revelación. Me encontré frente a una space opera, de corte militar, más centrada en el politiqueo, la diplomacia y el juego de espías. Algunos argumentaran, que son obras más cercanas a James Bond, o sea de espías, que militar. Pero, como la inteligencia y el espionaje están vinculados a la seguridad y defensa del Estado, las tramas de espionaje, son en un sentido laxo obras de corte militar.  A pesar, de que en cierta medida existe el espionaje industrial, pero eso sería meterse en otras honduras.

Volviendo al tema, en aquel momento quede enganchado con el personaje, y la historia, pero por razones que ahora no recuerdo —también por mis métodos para abordar las sagas— decidí dejar las obras de Lois McMaster Bujold (LMB) en el refrigerador. (Allí se encuentran otras, y algunas están en el congelador mas heladas que unas paletas) ya que he terminado mi ciclo de estudios, y dispongo de más tiempo he retomado muchas lecturas, y una de esas lecturas han sido las de LMB.  Como desconozco el orden de las obras de Miles Vorkosigan me fui a por Hermanos en Armas, pero cuando comencé a leerla me di cuenta que pasaban cosas que debían salir en una novela, investigando me entere, que en trama y coherencia El Juego de los Vor antecede a Hermanos en Armas, y según tengo entendido, a esta ultima la antecede una llamada (creo) Las Montañas del Pesar, que creo no tengo en mi haber.

Con este montón de dudas dije: ¡Al averno! Y me lance a por el Juego de los Vor, y como esta da la sensación de ser la continuación del Aprendiz de Guerrero, pues a mí me fue muy bien.

Como he quedado tan satisfecho, he decidido hacer una reseña…. Y como prometí, por aquí, el leer la saga, pues es obvio que salga publicada en la Cueva.

Dicho esto, vamos a lo que nos ocupa….

La Trama de El Juego de los Vor

El primer destino militar de Miles Vorkosigan finaliza, como no podía ser menos, con su arresto. Pero el más inteligente protagonista de la moderna space opera logrará, pese a todo, la libertad para trabajar precisamente al servicio de la mismísima Seguridad Imperial De Barrayar. Miles deberá reunirse de nuevo con los mercenarios Dendarii para rescatar al joven emperador del peligro que representa Cavilo, una bella e intrigante mujer (también de escasa estatura, como Miles), la única persona que puede hacer sombra al genio estratégico y militar de Miles.

Comentarios

Bien, ya hecho el preámbulo, y establecidas las partes vamos a nuestro análisis.

Prosa

Amena, envolvente y atractiva. LMB va directo al grano, muestra y explica a la vez. Es capaz de, a través de sus diálogos, engancharnos y hacernos avanzar con rapidez. Sepan, que leo antes de acostarme a dormir gracias a una tablet; muchas veces me encontré luchando contra el sueño o percatándome que llevaba horas de lectura. ¡Oh, Dioses! ¡Empecé a las 23.00 ya son la 1.00 am vamos a dormir, no sea que nos espanten, Me encontré pensando a veces!

Universo

Esta vez nos encontramos en medio de un conflicto más amplio, en el aprendiz pasó el tiempo entre Tau Verde, la Colonia Beta y Barrayar. Pero, en el Juego de los Vor, LMB me llevó a otras partes, y me mostró como pueden ser los humanos, los pueblos y culturas cuando están lejos de la madre. Lo único que no me ha mostrado, y que espero ver dentro de poco, son a los Cetagandanos. En este apartado no hay perdida, por cierto la descripción de las batallas, mas tácticas y menos movidas, como en otras spaces opera, como Star Trek —especialmente los fic que su servidor escribe— me parecieron  a mí, muy atractivas y cautivantes. LMB nos muestra que pelear en el espacio no es tan sencillo como pensábamos.

Personajes

Este es el punto fuerte de la novela, Miles es un personaje, rebelde, inteligente, astuto, ladino, peligroso, pero sobre todo: polifacética. Esa capacidad que tiene el personaje de aprender con facilidad y aburrirse. Ese deseo de ser alguien más, pero por encima de todo, ser tan tortuoso.

Otro personaje atractivo es su antagonista Cavilo, quien es igual de atractiva y tortuosa. Concuerdo con lo dicho por otro personaje, Cavilo es como Miles pero con falda; pero agrego que lo único que los diferencia es que Miles tiene conciencia, es capaz de sentir dudas y pesar, especialmente cuando se trata del combate y el comando de tropa. Ese punto lo hace mortalmente humano.

Por último, tenemos a Gregor, personaje que le hace el juego a Miles, y de allí infiero el titulo de la obra. Pero, aparte de secundar al héroe, Gregor también sirve de una suerte de contraste y contrapeso, lo que hace que esta dupla gane mucho más. Su drama es interesante, y pone en juego muchas cosas que ya he dicho sobre el poder: solo lo anhela quienes no lo poseen, y aquellos que lo detentan suelen ser más esclavos que amos.

Conclusión

El Juego de los Vor es una novela que no tiene desperdicio, vale la pena al 1000%. Ágil, dinámica y sin pretensiones mas allá que entretener. Dado que toca muchos temas, que yo por mi formación comprendo desde cierto ángulo, para mí esta novela gana mucho más.

Si tiene un fallo, es que termina de forma abrupta, y que es difícil seguir el orden de esta saga. Aun así, eso no es mal de morir.

El Juego de los Vor es una novela imprescindible para todo fanático de la ciencia ficción. Si no la has leído, ve y búscala.

Artículos Relacionadas:

Comparte este artículo con tus amigos