Boinas, coronas, tocados, turbantes, antifaces, gorras, tiaras, y un largo etcetera. ¿Has notado como en las series animadas, los cómics y mucho más en los juegos de video; los personajes llevan con frecuencia algún adorno en su cabeza?

Es un hecho psicológico reconocido que la manera en que nos vestimos afecta de forma radical nuestra personalidad o por lo menos eso es lo que siempre nos aseguró Bugs Bunny

¿Todos recuerdan ese viejo corto de animación en donde Elmer y Bugs van cambiando de sombreros? ¡Y con los sombreros su personalidad! Por supuesto está muy exagerado para el efecto de comedia, pero ¿está muy alejado de la verdad?

Veamos, ¿cómo te sientes mejor? ¿Cuando andas bien vestido o cuando andas mal vestido? ¿Te gustaría atender una reunión de negocios con un pijama? ¿qué tal ir a una fiesta de gala con ropa deportiva? Los seres humanos tenemos un montón de códigos de vestuario de los que raramente hablamos. Pero nuestro subconsciente los conoce todos sin que nos demos cuenta.

Si vamos vestidos para la ocasión nos sentimos mejor. Cuando llevamos la gorra del equipo nos embarga una sensación de hermandad. Una pañoleta en nuestra frente nos hace sentir estrellas de rock, etc.

syndra_originalskinSombreros Tocados y Turbantes para reforzar la personalidad del personaje

Esto se traslada a los personajes. Si vemos a unas chicas usando flores en la cabeza como tocados, de inmediato las imaginamos parte de un romántico cortejo. Si nos describen a un personaje con sombrero de copa, automáticamente pensamos que es un elegante caballero o quizá un mago de feria.

Los autores, animadores, dibujantes y demás artistas, saben que asociamos esas características a los personajes de manera natural y se aprovechan de ello.

Lo podemos ver en los clásicos de Disney, en las historias de cuentos de hadas, en el cine y la televisión. Los autores y creadores de todo tipo, aprovechan los adornos de la cabeza para acentuar los elementos de la personalidad de un personaje o los elementos de una ocasión especial.

gorra-de-mario-brosSombreros en videojuegos un caso aparte

Hace poco leía una entrevista que le hacían al CEO de EA, Andrew Willson. En donde decía (entre otras muchas cosas) que en la industria de los videojuegos:

“Por décadas, hemos tenido a este protagonista genérico: Un sujeto serio, calvo, musculoso, y blanco”.

Y yo de inmediato pensé. Carajo y si nos vamos unas décadas más atrás era un italiano con bigote y una gorra…

Pero aunque en ese caso, el sombrero también servía el propósito de acentuar la personalidad del personaje. la verdad es que era también un asunto de necesidad ya que no había manera de dibujar de manera reconocible el cabello en los videojuegos.

Recuerdo una escena en uno de los títulos de Uncharted en donde entras en un bar y TODOS los personajes eran calvos. Pero es que tenemos que entender la dificultad que implica dibujar cada cabello en pantalla de forma real. Pero en la actualidad aunque todavía es un problema, ya se está subsanando.

frank-sinatra-color-hatLa obsesión con las gorras de baseball

Las mujeres continúan teniendo cierta libertad a este respecto. Pero hoy en día la moda masculina parece sufrir de una obsesión con las gorras de baseball. Pero que bien se veía Sinatra con aquel sombrero ¿no?

¿Quien puede negar que le daba todo un nuevo carácter a su personalidad?

La próxima vez que estés creando un personaje para tu juego de rol, o tu novela, no es necesario que tu personaje lleve un sombrero. Pero piensa por un momento, si fuera indispensable ¿qué sombrero le pondrías? ¿Un casco de guerrero? ¿La tiara de una princesa? ¿El turbante de un mago? Ese simple detalle puede revelarte mucho sobre el personaje que estás creando.

¿Por qué usaría ese sombrero? ¿En qué ocasión se pondría ese tocado? Al hacernos esas preguntas nos salimos del pensamiento habitual y podemos comprender nuestra creación de nuevas maneras. Porque amigos, el sombrero hace al personaje.

La imagen de portada es Hats Makes the Character por xeternalflamebryx.