Saludos amigos de la Cueva del Lobo, les presento un artículo de Juan Angel Morales Villalba, un nuevo autor aquí en el blog, que espero tengamos el placer volver a tener en varias ocasiones.

El Papel Mágico

Un cuaderno de 100 hojas, sin sus tapas, mide 1 cm de grosor.
Eso significa que cada hoja tiene un grosor de 1/100=0,01 cm, o sea, una décima de milímetro.
Ya sabemos que una hoja normal no se puede doblar más de 6 o 7 veces.
Se ha logrado doblar 10 veces una hoja de papel de 400 metros cuadrados y hasta 13 veces un rollo de papel higiénico de 16 kilómetros de largo.
Pero dejando de lado esos intentos de récords; supongamos que tuviéramos un papel mágico de 0,1 milímetro de grosor y pudiéramos doblarlo una y otra vez, sin límites de tamaño y de dobleces.
Con el primer doblez tenemos un grosor de 0,2 mm.
Con el segundo doblez el papel tendrá 0,4 mm.
Con el tercero serán 0,8 mm, casi un milímetro.
Con el cuarto tendremos un grosor de 1,6 mm.
Con el quinto ya serán 3 milímetros y 2 décimas.
Con el sexto serán 6 milímetros y 4 décimas.
Con el séptimo doblez serán 128 décimas de milímetro.
Eso es 12,8 milímetros o 1,28 centímetros, el grosor de un cuaderno de 100 hojas con tapas. Con el octavo doblez serán 2,56 cm, o sea dos cuadernos y medio.
Con el noveno llegaremos a los 5,12 cm, unos cinco cuadernos.
Y con el décimo doblez serán 10,24 cm, unos diez cuadernos sin sus tapas
……………………………………………………………..2 décimas de milímetro
……………………………………………………………..4
……………………………………………………………..8
……………………………………………………………16
……………………………………………………………32
……………………………………………………………64
………………………………………………………….128
………………………………………………………….256
………………………………………………………….512
……………………………………………………….1.024 -10 veces


Eso explica ¿por qué es tan difícil llegar a tantos dobleces?
¿Y qué pasaría si pudiéramos doblar el papel 20, 30, 40, 50 o más veces? ¿Cuánto llegaría a medir su grosor?
Fueron necesarios diez dobleces para alcanzar el grosor de diez cuadernos.
¿Acaso con otros diez dobleces llegaríamos al grosor de 20 cuadernos? ¿O quizás 200 cuadernos? ¿O tal vez 2.000? Veamos:

………………………………………………………2.048 décimas de milímetro
………………………………………………………4.096
………………………………………………………8.192
…………………………………………………….16.384
…………………………………………………….32.768
…………………………………………………….65.536
…………………………………………………..131.072
…………………………………………………..262.144
…………………………………………………..524.288
………………………………………………..1.048.576 – 20 veces

1.048.576 décimas de milímetro son 104,85 metros; la altura de un edificio de 35 pisos (a 3 metros por piso).
También es la altura de las dos pirámides de Seneferu (primer faraón de la dinastía IV), la pirámide acodada, que cambia de inclinación, y la pirámide roja, primer pirámide de caras lisas y la construcción más alta del mundo en la época en que fue construida.
Seneferu fue el padre de Kufu (Keops), el constructor de la Gran Pirámide de Guiza, que con sus 146 metros fue el edificio de piedra más alto del mundo hasta bien entrado el siglo XIX.

Muchas personas se sorprenden ante este tipo de juegos mentales. ¿Acaso hemos cambiado la escala de crecimiento? ¿Cómo es posible que con diez dobleces teníamos el grosor de diez cuadernos y con otros diez llegamos a los 35 pisos de altura?
Pues, eso es lo que pasa con el crecimiento exponencial.
A diferencia del crecimiento lineal (1, 2, 3, 4, 5, 6…), el crecimiento exponencial parece crecer muy lentamente al principio pero después se vuelve vertiginoso.
Es el mismo crecimiento de las células de un embrión en desarrollo o de las bacterias que se reproducen por fisión binaria.
Entonces ¿Cuál será el grosor con otros diez dobleces? ¿El edificio más alto del mundo? ¿La montaña más alta del mundo?
………………………………………………..2.097.152 décimas de milímetro
………………………………………………..4.194.304
………………………………………………..8.388.608
………………………………………………16.777.216
………………………………………………33.554.432
………………………………………………67.108.864
…………………………………………….134.217.728
…………………………………………….268.435.456
…………………………………………….536.870.912
………………………………………….1.073.741.824 – 30 veces
1.073.741.824 décimas de milímetro equivalen a 107.374 metros, o 107,37 Km.
No hay nada en los planetas con esa altura.
El edificio más alto del mundo, la Torre Dubái, no llega ni al kilómetro, tiene 828 metros de alto. La montaña más alta de la Tierra, el monte Everest, casi alcanza los 9 Km, tiene 8.848 metros sobre el nivel del mar. El volcán Mauna Kea, en Hawái, si se mide desde el fondo del océano mide 10 Km, el monte Maxwell en Venus 11 Km, la montaña del polo sur de Vesta 22 Km y el monte Olimpo de Marte, el volcán (y la montaña), más alta del Sistema Solar, alcanza los 23 Km sobre la llanura circundante.
En la Tierra 107 Km de altura es la parte baja de la ionósfera, la cuarta capa de la atmósfera de abajo hacia arriba (Tropósfera, Estratósfera, Mesósfera, Ionósfera), que se extiende desde los 80 a los 500 km de altitud.
Allí casi no hay gases, sólo el 0,1% de toda la atmósfera, y están ionizados. Es donde rebotan las ondas de radio que permiten la comunicación a pesar de la curvatura del planeta, donde se desintegran los meteoritos pequeños y donde se forman las auroras polares.
La Federación Aeronáutica Internacional establece que los 100 kilómetros de altitud son el límite entre la atmósfera y el espacio, así que puede decirse que la altura de nuestro papel con 30 dobleces ya salió al espacio. La siguiente imagen no está a escala:

De diez cuadernos pasamos a 35 pisos de altura y después al borde del espacio. ¿Dónde llegaremos con otros diez dobleces?
………………………………………….2.147.483.648 décimas de milímetro
………………………………………….4.294.967.296
………………………………………….8.589.934.592
………………………………………..17.179.869.184
………………………………………..34.359.738.368
………………………………………..68.719.476.736
………………………………………137.438.953.472
………………………………………274.877.906.944
………………………………………549.755.813.888
……………………………………1.099.511.627.776 – 40 veces
Llegamos a 109.951 Km. Eso supera cualquier distancia que se pueda medir en la Tierra. La circunferencia ecuatorial de la tierra son 40.075 Km, así que habría que darle la vuelta al mundo 2,74 veces para recorrer esa longitud.
La distancia media entre la Tierra y la Luna es de 384.400 Km, de modo que nuestro mágico papel no llega a un tercio de la distancia Tierra-Luna, “apenas” alcanza un 28,6%.
El radio medio de la Tierra es de 6.371 km y la Luna se encuentra hoy a unos 60 radios terrestres. La “altura” del papel llega hasta los 17 radios terrestres; con el próximo doblez aún no alcanzará a la Luna pero en el siguiente, el doblez número 42, la superará por 55.404 Km; llegará a los 69 radios terrestres.

A estas alturas del partido resulta ridículo expresar las cifras en décimas de milímetro; pero bueno, es parte intrínseca de este viaje y debemos continuar.
Eliminando los últimos siete dígitos las cifras quedan expresadas en kilómetros.
Continuemos doblando el papel:
……………………………………2.199.023.255.552 décimas de milímetro
……………………………………4.398.046.511.104
……………………………………8.796.093.022.208
………………………………….17.592.186.044.416
………………………………….35.184.372.088.832
………………………………….70.368.744.177.664
………………………………..140.737.488.355.328
………………………………..281.474.976.710.656
………………………………..562.949.953.421.312
……………………………..1.125.899.906.842.624 – 50 veces
Ahora el papel mide 112.589.990 Km; un 75% de la distancia de la Tierra al Sol, es decir que llegamos más cerca del Sol que la órbita promedio de Mercurio, o si lo prefieren, un poco más que la distancia Sol-Venus, la cual es de 108.200.000 km.
Si en lugar de apuntar hacia el Sol hacemos crecer el papel desde la Tierra hacia el exterior del Sistema Solar, llegaremos hasta más allá de Marte cuando éste se encuentra en oposición, vale decir, del mismo lado del Sol y a distancias mínimas.
Como la órbita de Marte es muy elíptica y la de la Tierra prácticamente circular, la distancia mínima entre ambos planetas varía de 56 a 102 millones de kilómetros.
En ambos casos el papel mágico doblado 50 veces es más largo que esas distancias.
Las naves Apolo que fueron a la Luna viajaron a unos 40.000 Km/h (la velocidad más alta a la que han viajado seres humanos, equivalente a dar la vuelta a la Tierra en una hora); a esa velocidad tardaríamos casi cuatro meses para llegar al extremo del papel en línea recta. La luz tarda 6,26 minutos en hacer el mismo recorrido.
La imagen siguiente tampoco está a escala, es solo para indicar que con el doblez 50 y 51 el orden de magnitud es comparable al Sistema Solar interior.

¿Dónde creen que llegaremos con otros diez dobleces?
……………………………..2.251.799.813.685.248 décimas de milímetro
……………………………..4.503.599.627.370.496
……………………………..9.007.199.254. 740.992
……………………………18.014.398.509.481.984
……………………………36.028.797.018.963.968
……………………………72.057.594.037.927.936
………………………….144.115.188. 075.855.872
………………………….288.230.376.151.711.744
………………………….576.460.752.303.423.488
……………………….1.152.921.504.606.846.976 – 60 veces
Estamos a 115.292.150.460 Km.
Ahora resulta difícil visualizar los kilómetros. ¿Cuánto son 115 mil millones de Km?
Para lidiar con ese problema los astrónomos utilizan la unidad astronómica (ua), distancia media entre la Tierra y el Sol, que equivale a 149.597.870,7 Km.
Las distancias promedio de los ocho planetas son: Mercurio 0,389; Venus 0,723; Tierra 1; Marte 1,524; Júpiter 5,203; Saturno 9,555; Urano 19,191; y Neptuno 30,103 unidades astronómicas.
Pero ni se acercan a la distancia que acabamos de alcanzar con nuestro papel: 770,68 ua.
Eso es 25,6 veces la distancia Sol-Neptuno; mucho más allá del cinturón de Kuiper (entre 30 y 50 ua del Sol), pero mucho antes de la nube de Hill, que si bien no se sabe exactamente donde comienza, se estima entre 1.000 a 3.000 ua del Sol. (La nube de Hill es un disco de cometas y asteroides congelados que forman la parte interna de la nube de Oort, una nube esférica de cometas que rodean al Sistema Solar hasta unas 50.000 ua, aunque algunos astrónomos dicen que podría llegar hasta las 200.000 ua).
Desde aquí la Tierra ya no es visible pues queda sumergida en el resplandor solar.

Estamos más lejos del Sol que los planetas enanos Plutón, Haumea, Makemaque y Eris, cuyos afelios (máximo alejamiento del Sol en cualquier órbita), son 48,83; 51,52; 53,07 y 97 unidades astronómicas respectivamente.También estamos mucho más lejos que la Voyager 1, la sonda y el objeto humano más alejado de la Tierra, que se encuentra hoy (julio de 2015), a 131 ua y que se aleja a una velocidad de 3,592 ua por año, unos impresionantes 17 Km/s. Un planetoide del tamaño de Ceres o Caronte llamado Sedna (que aún no ha sido reconocido como planeta enano), en su afelio de 937 ua, llega mas lejos que nosotros y nuestro papel.Estamos a un 82% del afelio de Sedna (Voyager 1 a un 14%); a las naves Apolo les tomaría 328,8 años llegar hasta aquí y la luz lo hace en 4 días, 10 horas y 48 minutos. La imagen de su órbita sirve para visualizar hasta donde hemos llegado.

¿Cuál será nuestra próxima parada? ¿Tal vez Alfa Centauri, que se encuentra a 41,3 billones de km? Hemos salido en dirección al sur de la Tierra y justamente nos dirigimos hacia esa estrella triple, que como todo el mundo sabe es el sistema estelar más cercano al Sol
……………………….2.305.843.009.213.693.952 décimas de milímetro
……………………….4.611.686.018.427.387.904
……………………….9.223.372.036.854.775.808
……………………..18.446.744.073.709.551.616
……………………..36.893.488.147.419.103.232
……………………..73.786.976.294.838.206.464
……………………147.573.952.589.676.412.928
……………………295.147.905.179.352.825.856
……………………590.295.810.358.705.651.712
…………………1.180.591.620.717.411.303.424 – 70 veces
Pues no; nos hemos pasado de Alfa Centauri. Estamos a 118.059.162.071.741 Km. (118 billones, 059.162 millones y 071.741 Km.), casi 789.177 unidades astronómicas.
Como se imaginarán, una vez más debemos cambiar de medida y la ideal es el año luz, la distancia que recorre la luz en un año (año de 365,25 días, cada uno de 86.400 segundos).
El año luz son 9.460.730.472.580,8 km (9 billones, 460.730 millones y 472.580,8 Km), una distancia enorme realmente. Para hacerse una idea: la sonda Voyager 1 salió hace 38 años, en 1977; viaja a 17 Km/s y ha recorrido 131 ua, pero el año luz son 63.241 ua.
Voyager 1 lleva recorrido el 0,002% de un año luz y para distanciarse un año luz de la Tierra le tomará 19.000 años, o sea que le faltan 18.962 años más.
Y nuestro papel mágico nos ha transportado hasta 12,479 años luz de casa.
Si en este momento enviáramos un mensaje a la Tierra tardaría más de 12 años en llegar y para recibir la respuesta tendríamos que esperar casi 25 años, ya que nada en el Universo puede superar a la velocidad de la luz.
En la siguiente imagen tenemos las estrellas que se encuentran en un radio de 12,5 años luz del Sistema Solar. La mayoría son enanas rojas (el 80% de las estrellas del Universo son enanas rojas), Sirio es la estrella más brillante en el cielo de la Tierra, Alfa centauri la tercera y Procyón la octava. Los amantes de la astronomía seguramente han leído sobre las restantes.

Un detalle interesante; las estrellas están tan separadas unas de otras que desde donde estamos las constelaciones se ven prácticamente iguales a como las veíamos desde la Tierra. Es como si tomamos una foto a una lejana montaña, damos un paso al costado y le tomamos otra foto; no notaríamos la diferencia.
Desde acá el firmamento se ve igual pero hay un cambio. La constelación de Casiopea del hemisferio norte, que parece una W, tiene una pata más. Es el Sol, que desde aquí es una estrella de primera magnitud.

Sigamos:
………………….2.361.183.241. 434.822.606.848 décimas de milímetro
………………….4.722.366.482.869.645.213.696
…………………9.444.732.965.739.290.427.392
……………….18.889.465.931.478.580.854.784
……………….37.778.931.862.957.161.709.568
……………….75.557.863.725.914.323.419.136
……………..151.115.727.451.828.646.838.272
……………..302.231.454.903.657.293.676.544
……………..604.462.909.807.314.587.353.088
…………..1.208.925.819.614.629.174.706.176 – 80 veces
120.892.581.961.462.917 Km. Fiiiuuu!!!. Eso son 12.778 años luz.
Desde aquí el Sol ni siquiera es visible a simple vista; necesitaríamos un telescopio y saber dónde mirar pues encima, ahora sí, las constelaciones han cambiado.
No es que las estrellas se hayan movido, no en el corto tiempo que la magia de nuestro papel nos ha permitido llegar, sino que por la distancia han disminuido su brillo y otras estrellas que desde la Tierra eran invisibles, acá son brillantes y por lo tanto forman nuevas constelaciones.
¿Quién diría desde aquí que en esa dirección del cielo hay una civilización intentando llegar a la madurez sin autodestruirse en el intento?
Por si no lo han notado las primeras transmisiones radiofónicas con una programación regular comenzaron en 1920. Hay una esfera creciendo alrededor de la Tierra con esas emisiones, que tiene hoy 95 años luz de radio y está viajando a la velocidad de la luz.
Pero hasta acá esas ondas llegarán dentro de 12.683 años.
Si quieren imaginar hasta donde ha llegado nuestro “ruido” en la galaxia piensen en una mesa redonda de un metro de diámetro con el centro hinchado. A 26 cm del centro, y dentro de la mesa imaginen una cabeza de alfiler de 2 mm de diámetro. Dos milímetros son 500 veces más pequeños que un metro. Una esfera de ondas de radio de 200 años luz de diámetro también es 500 veces más pequeña que la Vía Láctea, que mide unos 100.000 años luz de lado a lado. ¡Una cabeza de alfiler en toda una mesa; hasta ahí han llegado nuestros “gritos”!
Por cierto, desde aquí olvidémonos de cualquier intento de comunicación con nuestro hogar; serían más de 25.000 años de espera entre ida y vuelta del mensaje.
El papel mágico nos ha permitido el viaje superlumínico, violando un principio básico de la física, pero cuando nos detenemos las leyes físicas vuelven a imperar y son insobornables.
En la siguiente imagen de la Vía Láctea, una espiral barrada con cuatro brazos, el pequeño círculo amarillo representa una esfera de 1.000 años luz de radio alrededor del Sistema Solar, el cual se halla a 26.000 años luz del centro de la Galaxia. Casi todas las 6.000 estrellas visibles a simple vista desde la Tierra están en esa esfera amarilla de 2.000 años luz de diámetro. Nosotros estamos en la X roja, en el brazo galáctico Scutum-Centaurus.

¿Próxima parada?
…………..2.417.851.639.229.258.349.412.352 décimas de milímetro
…………..4.835.703.278.458.516.698.824.704
…………..9.671.406.556.917.033.397.649.408
…………19.342.813.113.834.066.795.298.816
…………38.685.626.227.668.133.590.597.632
…………77.371.252.455.336.267. 181.195.264
……….154.742.504.910.672.534.362.390.528
……….309.485.009.821.345.068.724.781.056
……….618.970.019.642.690.137.449.562.112
…….1.237.940.039.285.380.274.899.124.224 – 90 veces
123.794.003.928.538.027.489 Km. Tengo una noticia buena y una mala.
La buena es que somos los primeros viajeros intergalácticos.
La mala es que estamos a 13.085.036 años luz de casa y no veremos nuestros nombres en el libro Guinness pues un mensaje de ida y vuelta tomaría más de 26 millones de años.
Para colmo no sabemos si dentro de 13 millones de años habría alguien en la Tierra para recibir nuestro mensaje. Una cosa es segura; para ese entonces nuestro planeta habrá pasado por varias glaciaciones y períodos interglaciales, los continentes se habrán movido bastante, por ejemplo el Valle del Rift, en África Oriental, será una nueva cuenca oceánica inundada por el Mar Rojo, dividiendo África, y la Tierra habrá sufrido al menos una erupción supervolcánica.
También es muy probable que haya ocurrido al menos un impacto de un meteorito de más de 1 km de diámetro, aunque eso depende de si la civilización sobrevivió para desviarlo. En cambio lo del supervolcán habrá sido inevitable.

El cielo habrá cambiado muchísimo; las constelaciones serán irreconocibles, en ese caso sí por el movimiento propio de las estrellas, además de que muchas habrán desaparecido.
Por ejemplo la estrella hipergigante VY Canis Majoris habrá explotado como hipernova, y la supergigante roja Betelgeuse como supernova.
La Luna se habrá separado de la Tierra unos 400 Km provocando una leve disminución de la rotación del planeta. Fobos, la más grande y cercana de las lunas de Marte, habrá caído al planeta después de desintegrarse. Las sucesivas estrellas polares, tanto en el norte como en el sur, lo habrán sido y dejado de ser unas 500 veces, debido al movimiento de precesión que dura unos 26.000 años.
Lo peor es que la estrella Gliese 710 habrá pasado a 1,1 años luz del Sol, prácticamente por dentro de la nube de Oort, provocando una perturbación gravitatoria y enviando una lluvia de cometas y asteroides al centro del Sistema Solar; pero como dije, la posibilidad de desviarlos depende de si siguen existiendo descendientes de nuestra civilización, ya sean humanos o cyborgs.
Como sea, nunca nos enteraremos de todas esas noticias; la velocidad de la luz es muy cruel en ese sentido.
Si quieren saber dónde estamos miren a su alrededor; todas esas manchitas de luz no son estrellas, son galaxias vistas a la distancia. Esa treintena de galaxias reunidas en un espacio de 4 millones de años luz es el grupo local y las dos galaxias más grandes son Andrómeda y la Vía Láctea. Andrómeda es el doble de grande que la Vía Láctea y están en rumbo de colisión.

¡Sujétense bien!
…….2.475.880.078.570.760.549.798.248.448 décimas de milímetro
…….4.951.760.157.141. 521.099.596.496.896
…….9.903.520.314.283.042.199. 192.993.792
…..19.807.040.628.566.084.398.385.987.584
…..39.614.081.257.132.168. 796.771.975.168
…..79.228.162. 514.264.337.593.543.950.336
…158.456.325.028.528.675.187.087.900.672
…316.912.650.057.057.350.374.175.801.344
…633.825.300.114.114. 700.748.351.602.688
1.267.650.600.228.229. 401.496.703.205.376 – 100 veces.
126.765.060.022.822.940.149.670 Km. ¡Diablos! Esto sí que fue un viaje.!!!
¿Recuerdan aquello de que el crecimiento exponencial al principio parece lento pero después es vertiginoso?
En el doblez Nº 90 estábamos a 13 millones y pico de años luz y ahora llegamos a 13.339 millones y 907.741 años luz !!!.
Estamos en el borde del Universo que podíamos ver desde nuestro planeta.
La galaxia más lejana que se había descubierto en 2015 estaba a 13.130 millones de años luz de la Tierra. Ahora nosotros estamos a 13.340 millones de años luz, pero de este lado.
Con un gigantesco telescopio y sabiendo donde mirar podríamos ver a Andrómeda y a la Vía Láctea como puntitos. Claro que no las veríamos como eran en 2015.
Las veríamos como eran hace 13.340 millones de años; apenas 460 millones de años después del Big Bang, pero en ese tiempo todavía no existían, apenas se estaban formando.
La edad del Universo es de 13.798 (± 0,037), miles de millones de años, redondeando, 13.800 millones de años. La formación de todas las galaxias se produjo 600 millones de años después del Big Bang y la formación del Sistema Solar 8.600 millones de años más tarde (600 + 8.600 + 4.600 = 13.800 millones de años).
Cuándo ambas galaxias se formaron no tenían el gigantesco tamaño que le conocimos, fueron creciendo a medida que con su gravedad atrapaban galaxias más pequeñas en lo que se conoce como canibalismo galáctico.
Recordemos que en nuestra época el Sistema Solar tenía 4.600 millones de años (4.567 millones para ser exactos, edad promedio de los meteoritos más antiguos y fácil de recordar pues son números consecutivos), o sea el 33% de la edad del Universo.

Hay otra cosa: el Universo es más grande aún, tiene unos 93.000 millones de años luz de diámetro, pero la luz, los neutrinos y las ondas gravitacionales que están fuera de la esfera de 13.800 millones de años luz de radio, centrados en la Tierra, aún no han podido llegar a ella. Nosotros que estamos en el borde de esa esfera sí podemos ver más lejos para este lado pero ya no podemos ver los 13.800 millones de años luz al otro lado de la Tierra debido a que la luz no ha llegado hasta aquí.
Cada observador en el Universo tiene una esfera visible centrada en él, que mide de radio justamente la edad del propio Universo.
Y tenemos un problema: Con tres dobleces más el papel será más grande que los 93.000 millones de años luz del Universo total, pero el espacio se está expandiendo cada vez más rápido y si seguimos alejándonos ya no podremos regresar jamás.
Al expandirse el espacio cada vez más y más y más rápido, regresar, aún a la velocidad de la luz, sería como caminar en contra de una cinta transportadora que aumenta su velocidad a cada segundo.
Seríamos como un perezoso persiguiendo a una tortuga, que se transforma en un koala, que se transforma en un mono, que se transforma en un perro, que se transforma en un guepardo etc. Así que debemos detenernos acá.
Si pudiéramos enviar un mensaje a nuestro hogar (no imagino cómo desde ésta distancia), llegaría 13.340 millones de años después de nuestra época.
El problema es que para esa fecha ni siquiera habrá una Tierra. Entre 1.000 y 2.000 millones de años después de nuestra época el Sol se habrá calentado tanto que matará a toda la biósfera, después hervirán los océanos y junto con la atmósfera se perderán en el espacio.

2.000 millones de años más tarde Andrómeda y la Vía Láctea se encontrarán provocando un gigantesco caos gravitatorio entre sus estrellas y al final se fusionarán en una sola galaxia gigante, Lactómeda.
Unos cuantos millones de años después el Sol se convertirá en gigante roja, se tragará a Mercurio, a Venus, a la Tierra con la Luna y tal vez a Marte. planetas que serán vaporizados al integrarse al Sol.
Los átomos de toda la Tierra y de todo lo que conocimos pasarán a formar parte de su plasma y elevarán la metalicidad del Sol en apenas un 0,01%.
Entre esos metales estarán los cientos de miles o millones de toneladas de oro que la humanidad acumuló durante su historia a un elevadísimo costo de sufrimiento y muertes.
Tras expulsar sus capas exteriores con un suicida viento estelar, el Sol terminará en una violenta explosión que formará una nebulosa planetaria afectando las atmósferas de los planetas gigantes y se convertirá en una enana blanca de oxígeno y carbono con un 50% de su masa.
Si pudiéramos viajar a la velocidad de la luz junto con nuestro mensaje, lo que encontraríamos al llegar sería un irreconocible Sistema Solar formado por una diminuta y moribunda estrella blanca rodeada por los cuatro disminuidos planetas Júpiter, Saturno, Urano y Neptuno, (éste último sin su satélite Tritón que también habrá caído al planeta después de desintegrarse), y un montón de cuerpos menores rocosos despojados también de sus hielos.
Un triste recordatorio de que nada es eterno en el Universo.
Afortunadamente este ha sido un viaje imaginario y gracias a nuestro papel mágico podemos regresar en un santiamén.
Allá, a más de 13.000 millones de años luz, la Tierra sigue girando, el Sol sale cada mañana sosteniendo la vida y junto con la Luna, los planetas y las estrellas siguen brindando el magnífico espectáculo de cada día.
Entonces, ajústense los cinturones y feliz regreso a casa:

1.267.650.600.228.229. 401.496.703.205.376 – 100 veces
…633.825.300.114.114. 700.748.351.602.688
…316.912.650.057.057.350.374.175.801.344
…158.456.325.028.528.675.187.087.900.672
…..79.228.162. 514.264.337.593.543.950.336
…..39.614.081.257.132.168. 796.771.975.168
…..19.807.040.628.566.084.398.385.987.584
…….9.903.520.314.283.042.199.192. 993.792
…….4.951.760.157.141. 521.099.596.496.896
…….2.475.880.078.570.760.549.798.248.448
…….1.237.940.039.285.380.274.899.124.224 – 90 veces ……….618.970.019.642.690.137.449.562.112
……….309.485.009.821.345.068.724.781.056
……….154.742.504.910.672.534.362.390.528
…………77.371.252.455.336.267.181. 195.264
…………38.685.626.227.668.133.590.597.632
…………19.342.813.113.834.066.795.298.816
…………..9.671.406.556.917.033.397.649.408
…………..4.835.703.278.458.516.698.824.704
…………..2.417.851.639.229.258.349.412.352
…………..1.208.925.819.614.629.174.706.176 – 80 veces ……………..604.462.909.807.314.587.353.088
……………..302.231.454.903.657.293.676.544
……………..151.115.727.451.828.646.838.272
……………….75.557.863.725.914.323.419.136
……………….37.778.931.862.957.161.709.568
……………….18.889.465.931.478.580.854.784
…………………9.444.732.965.739.290.427.392
…………………4.722.366.482.869.645.213.696
…………………2.361.183.241. 434.822.606.848
…………………1.180.591.620.717.411.303.424 – 70 veces ……………………590.295.810.358.705.651.712
……………………295.147.905.179.352.825.856
……………………147.573.952.589.676.412.928
……………………..73.786.976.294.838.206.464
……………………..36.893.488.147.419.103.232
……………………..18.446.744.073.709.551.616
……………………….9.223.372.036.854.775.808
……………………….4.611.686.018.427.387.904
……………………….2.305.843.009.213.693.952
……………………….1.152.921.504.606.846.976 – 60 veces ………………………….576.460.752.303.423.488
………………………….288.230.376.151.711.744
………………………….144.115.188. 075.855.872
……………………………72.057.594.037.927.936
……………………………36.028.797.018.963.968
……………………………18.014.398.509.481.984
……………………………..9.007.199.254. 740.992
……………………………..4.503.599.627.370.496
……………………………..2.251.799.813.685.248
……………………………..1.125.899.906.842.624 – 50 veces ………………………………..562.949.953.421.312
………………………………..281.474.976.710.656
………………………………..140.737.488.355.328
………………………………….70.368.744.177.664
………………………………….35.184.372.088.832
………………………………….17.592.186.044.416
……………………………………8.796.093.022.208
……………………………………4.398.046.511.104
……………………………………2.199.023.255.552
……………………………………1.099.511.627.776 – 40 veces ………………………………………549.755.813.888
………………………………………274.877.906.944
………………………………………137.438.953.472
………………………………………..68.719.476.736
………………………………………..34.359.738.368
………………………………………..17.179.869.184
………………………………………….8.589.934.592
………………………………………….4.294.967.296
………………………………………….2.147.483.648
………………………………………….1.073.741.824 – 30 veces …………………………………………….536.870.912
…………………………………………….268.435.456
…………………………………………….134.217.728
………………………………………………67.108.864
………………………………………………33.554.432
………………………………………………16.777.216
………………………………………………..8.388.608
………………………………………………..4.194.304
………………………………………………..2.097.152
………………………………………………..1.048.576 – 20 veces …………………………………………………..524.288
…………………………………………………..262.144
…………………………………………………..131.072
…………………………………………………….65.536
…………………………………………………….32.768
…………………………………………………….16.384
………………………………………………………8.192
………………………………………………………4.096
………………………………………………………2.048
………………………………………………………1.024 -10 veces
…………………………………………………………512
…………………………………………………………256
…………………………………………………………128
…………………………………………………………..64
…………………………………………………………..32
…………………………………………………………..16
…………………………………………………………….8
…………………………………………………………….4
…………………………………………………………….2

Muchas gracias a Juan Angel por tan interesante artículo.

Les recuerdo que este artículo se publicó originalmente en facebook. En donde el autor ha publicado muchos otros artículos.Save

Save

Artículos Relacionadas:

Comparte este artículo con tus amigos