La prueba de la existencia o inexistencia de Dios ha eludido a científicos y filósofos durante generaciones. Ahora este tipo se sienta frente a una cámara y dice que Dios existe por que el cambur tiene una forma que se amolda a la mano y queda bonito cuando se pela…

Y ya está, Dios existe.

Ya va, ¿te vas a poner a discutir? ¿Tiene algún sentido ponerse a discutir? ¿Que voy a ganar poniendome a discutir con un tipo que se sienta frente a una cámara y dice que Dios existe por que el cambur es chevere?

Ok, Dios existe…

Artículos Relacionadas:

Comparte este artículo con tus amigos