Esto es realmente genial, no solamente han desarrollado un holograma, el holograma puede tocarse.
La presión es causada por una suerte de ultrasonido que genera una corriente de aire.
Por supuesto la aplicación actual es sumamente sencilla, pero es un paso adelante hacia el “Doctor” de Star Trek Voyager 😀

Via Physorg

Comparte este artículo con tus amigos