El Hombre mas peligroso, para cualquier gobierno, es el hombre capaz de pensar solo, sin fijarse en las supersticiones y tabúes predominantes. Casi inevitablemente, llegará a la conclusión que el gobierno bajo el cual vive es deshonesto, demente e intolerable, y entonces, si es un romántico, intentará cambiarlo.

Y aunque él no sea un romántico, es muy posible que disemine el descontento entre aquellos que sí lo son.

H. L.  Mencken

Revista Smart Set

Diciembre 1919

Artículos Relacionadas:

Comparte este artículo con tus amigos